imagen-solidaria1

A veces, en la vida, hay un día en el que conoces a un luchador. Una de esas personas que persigue sus ilusiones el imposible. Que nunca jamás, por más adversidades que se encuentre en el camino, se da por vencido.

Así es Juanjo Méndez.

Un hombre que a los 14 años descubrió su gran pasión, el ciclismo. Pero un buen día, un terrible accidente en motocicleta le hizo perder la pierna y el brazo izquierdo. Sin embargo, ese trágico suceso no le quitó su ilusión de volver a subirse a una bicicleta.

Empujado por su pasión y su inquebrantable fuerza de voluntad, en tan solo dos años empezó a competir en la categoría C1, en la que pronto lograría grandes éxitos.

A lo largo de su carrera, Juanjo Méndez ha conseguido dos medallas de plata y una de bronce en tres juegos paralímpicos y un campeonato del mundo de persecución individual en el velódromo de Montichiari (Italia), en 2011. Pero su mayor logro ha sido fundar el primer club que integra a deportistas con y sin discapacidad; el Genesis Cycling Team, dónde entrena a 19 ciclistas discapacitados.

Y es que a veces, cuando el espíritu de superación te acompaña, las ilusiones no tienen límite.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInGoogle+

Write a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Introduce el valor numérico correcto *