Mirar más allá de las fronteras

“Cuatro minutos de contacto visual acerca a la gente más que cualquier otra cosa” decía el psicólogo canadiense Arthur Aron. Basándose en esta teoría, Amnistía Internacional ha realizado un experimento, el resultado del cual es un video que lleva como título “Mirar más allá de las fronteras” y que ha conmocionado las redes sociales.

Amnistía Internacional ha realizado el emotivo video con la ilusión de poder sensibilizar a los europeos ante la llegada de miles de refugiados que huyen de los conflictos por los que atraviesan sus países de origen en busca de una mejor vida.

El experimento tiene lugar en un almacén cerca del paso fronterizo más famoso del muro de Berlín, el Checkpoint Charlie, en una ciudad que simboliza la superación de las divisiones. Su objetivo es luchar contra la deshumanización de las cifras que nos llegan cada día. Entre números y titulares nos perdemos el sufrimiento de la gente, quiénes son, cuáles son sus sueños, sus metas, sus miedos… Personas que lo único que hacen es huir de una guerra de la que son las principales víctimas.

Padres, madres, ancianos y niños son los protagonistas de esta campaña. La mecánica que se utilizó fue sentar a refugiados de Siria y Somalia frente a ciudadanos de diferentes países europeos y se les pidió que no hablaran, sólo que se miraran a los ojos durante cuatro minutos, y en todo caso, tener contacto físico.

Cuatro minutos de miradas que a través de ellas reflejan todo el drama por el que han tenido que pasar y aún muchas personas están pasando.

Los resultados fueron muy emotivos y quedan reflejados en el video, como prueba de que una mirada vale más que mil palabras y que si las personas nos paramos a conocernos podemos aprender mucho los unos de los otros. Unas miradas que quieren recuperar la ilusión que todos merecemos.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInGoogle+